Guerrera Woodland USA (Surplus)

Algo de cultura general que nunca viene mal.

El camuflaje Woodland, es probablemente el camuflaje más popular y más usado de todo el planeta, es un tipo de camuflaje que todo el mundo conoce. Con una mezcla clásica de marrón y verde en diferentes tonalidades. Este camuflaje intenta copiar el patrón de un bosque frondoso con diferentes colores y sombras formados por ramas, hojas, troncos, etc.… Es un camuflaje que ya se usa desde hace muchos años pero investigaciones y la experiencia ha enseñado que no es el mejor tipo de camuflaje para uso en todas la circunstancias. Y muchos ejercitos llevan años dandolo de baja para adaptarse a los nuevos patrones.

Este que hoy nos trae es un uniforme del US Army y aunque viejo, todavia puede dar guerra muchos años más…, Así que al lío.

El modelo de guerrera es el conocido como BDU (Battle Dress Uniform) y sus rasgos tipicos son los siguientes…

Cuello con un corte “de traje”o “de camisa”.

El cierre de la guerrera se compone por botones, el más alto, justo en el cierre del cuello

Seguido de otros cuatro botones que quedan fuera de la vista debido a una segunda solapa en la prenda


Lleva cuatro amplios bolsillo, dos en el pecho y dos en la parte baja del uniforme, que permiten un cómodo transporte de pequeños objetos.


Todos los parches que vereis en las fotos, se encuentran cosidos, a maquina presumiblemente y habria que cortar por los sano el hilo para cambiarlos, cosa que en modelos posteriores de uniformes, ya arreglaron poniendo simple velcro en las zonas a utilizar.

De amplias mangas, con cierre de botón en los puños, se agradece la amplitud en las mismas mangas para poder arremangar las mismas sin “cortarte la circulación” en los brazos.


Este modelo traia en su brazo izquierdo el parche de la unidad a la que pertenecía el soldado que lo usó en su día, en concreto el 49th Armored Division, tirando de wikipedia sabemos que se fundó en 1947 y se clausuró en 2004, así pues, estamos con un traje que sorprende saber que tiene mínimo siete años y sigue perfecto salvo por una mancha de algo pegajoso y blanco, espero que pegamento, en la parte externa de uno de sus bolsillos.

Un detalle del uniforme, como siempre me ha pasado al ver este modelo, es la ausencia de hombreras externas, no se porque, me encantan el efecto que crean en un uniforme

Al abrir los bolsillos, descubrimos que el bolsillo izquierdo del pecho trae un pequeño hueco “portabolis”, bastante grandote y de gran utilidad…

Y tras alabar sus buenas costuras, esto no se raja en dos ni a tiros, pasamos al interior

En el cual nos encontramos solo un par de etiquetas, una en la nuca y la otra abajo en el lado derecho, todo ello por dentro de la guerrera, donde entre otras, se indican tallas, como lavarlo, composición del mismo, donde se fabricó y alguna cosilla más


Y poco más que decir, que la disfrutaré, al que lo hizo, darle las gracias de nuevo por semejante regalo y que espero poder explicar en breve un par de “tuneos” a la guerrera.

Un saludo

Deja un comentario